Sé amigo de Dios

¿Cómo puedo conocer a Dios personalmente?

Realmente creemos que Dios moverá cielo y tierra para alcanzar un corazón que busca honestamente conocer la verdad. La vida de Bayless es un testimonio del hecho de que Dios es un Dios que hace milagros. Él también puede impactar radicalmente tu vida si le clamas con un corazón sincero. Mira este video para saber cómo hacer esto:

¿Tienes preguntas?

No he sido lo suficientemente bueno para conocer a Dios. ¿Qué esperanza tengo?

¡Dios es bueno! Ha provisto el camino para conectarnos con Él. Es un regalo que nos da; no basado en nuestras propias obras. La salvación, el camino hacia una relación con Dios, es por gracia; sólo a través de la fe, y no por obras.

La Bíblia nos dice en Efesios 2:8-9: “Porque por gracia ustedes han sido salvados mediante la fe; esto no procede de ustedes, sino que es el regalo de Dios,  no por obras, para que nadie se jacte” (NVI).

No soy una mala persona. ¿No debería Dios aceptarme como soy?

La Bíblia nos dice en Romanos 3:10: “No hay justo, ni aun uno” (RVR1960). Y Romanos 3:23 dice: “Por cuanto todos pecaron y están destituidos de la gloria de Dios” (RVR1960).

Todos hemos pecado ante los ojos de Dios, y cada uno de nosotros es culpable delante Él. Considera lo absurdo que sería presentarse ante un Dios perfectamente santo y decir: “He sido lo suficientemente bueno”.

¿Existen consecuencias por mi pecado?

Romanos 6:23 nos dice que “la paga del pecado es muerte”. Habla de muerte espiritual (la separación eterna de Dios). Este es el precio que debemos pagar por el pecado.

¿Y qué es el pecado? El pecado sencillamente es la desobediencia a la voluntad de Dios. Y dado que todos hemos pecado, todos estamos sujetos a la sentencia del pecado: La separación de Dios por toda la eternidad.

¿Cómo puedo comenzar una relación con Dios a través de Jesús?

Romanos 10:9-10 dice que “Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor, y crees en tu corazón que Dios lo levantó de los muertos, serás salvo. Porque con el corazón se cree para alcanzar la justicia, pero con la boca se confiesa para alcanzar la salvación”. (NTV)

Una oración sencilla y sincera es la manera en que iniciamos nuestra conexión con Dios. Sólo pon tu corazón en estas palabras y ora:

“Querido Dios, humillo mi ser ante ti y confieso mi necesidad. No puedo salvarme a mí mismo. Te miro a ti y sólo a ti. Creo que tu hijo, Jesucristo, murió en la cruz y resucitó de entre los muertos al tercer día. Miro hacia Él para que sea mi Salvador. Jesús, ven a mi vida. Te confieso como mi Señor. Desde este momento en adelante, todo lo que soy y todo lo que tengo lo entrego en tus manos, Jesús. Amen “

Hice la oración. ¿Ahora qué sigue?

Aquí hay cuatro cosas que puedes hacer y que te ayudarán a establecerte en tu fe.

Lee tu Biblia todos los días; es alimento para tu espíritu. El Salmo 119: 11 dice: “En mi corazón he guardado tus dichos, para no pecar contra ti” (NTV). Es vital que pases tiempo en la Palabra de Dios.

Ora todos los días. Pasa tiempo hablando con Dios y luego escucha en tu corazón Sus respuestas. Como 1 Tesalonicenses 5:17 nos aconseja: “Oren sin cesar” (NVI). Esta es una parte vital de tu crecimiento y protección como creyente.

Ten comunión con otros creyentes. No te aísles de la iglesia. La Escritura nos dice: “No dejando de congregarnos, como algunos tienen por costumbre” (Hebreos 10:25 RVR1960). De hecho, es importante integrarse en un círculo más pequeño de comunidad. Debes conectarte… relacionalmente; es algo muy sano.

Escucha a tus líderes espirituales. Ve a la iglesia cada vez que las puertas estén abiertas, y espera que Dios te hable a través de la enseñanza y la predicación. Una traducción de Hebreos 13:17 dice: “Obedezcan a sus líderes espirituales y hagan lo que ellos dicen. Su tarea es cuidar el alma de ustedes” (NTV). Conviértete en parte de una sólida comunidad bíblica de creyentes, y presta atención a lo que te enseñan.

¿Cómo puedo conocer mejor a Dios?

La Biblia revela el carácter y el plan de Dios para la humanidad. Cuando leemos Su Palabra, llegamos a un conocimiento de quién es Dios y qué desea para nosotros.
La Palabra de Dios es alimento para el hombre interior; es nuestro mapa para la vida. ¡Decide hoy pasar tiempo conectándote con Dios a través de Su Palabra! ¡Esto cambiará tu vida!

Obtén mi App gratuita de la Biblia